30 mayo 2013

MIS VERSOS

 

 

images

 

Mis versos que vivían bajo un sauce, han huido y, se han refugiado, bajo los pinos que dan calor a la frontera de los sueños.

Noche de vieja luna.

Cortina de sauces tristes inunda la vida ahora.

Camino callado, frío.

Entre girones de nubes grises, como garzas reales, el amor voló al amanecer.

Las alas del deseo se paralizaron.

El amor dejó de ser nómada de los sueños.

Se llevó los silencios.

Y… los quemó.

Sus cenizas en playas del recuerdo se disolvieron en el mar del olvido.

Ya no hay más tiempo.

El sol duerme entre sombras grises, quieto, en todas los claros del bosque.

Los crepúsculos, huérfanos de felicidad, callan entre las rocas, para que sus silencios no sean rotos, y, su última luz petrificada, guarde en sus labios, recuerdos alegres.

La belleza se dibuja en el aire con hermosos rasgos. Y el alma resucita recordando pasiones prohibidas.

El amor muere alegre.

Publicar un comentario